Noticias
 

 

Noticias anteriores

 
   

24-03-2020

Alcalde Codina: “En esta crisis me la he jugado con todo por los puentealtinos”
Primera autoridad de Puente Alto se puso a la cabeza de los alcaldes del país para enfrentar Coronavirus: “Habrá cuarentenas progresivas, para resguardar la vida y la salud de todos los chilenos”

En los últimos días el alcalde de Puente Alto, Germán Codina, ha tenido mucho más trabajo que de costumbre. A todo lo que significa estar a la cabeza de la comuna más grande del país, a partir de la explosión social del 18 de octubre, lideró a los alcaldes de Chile para realizar el inédito plebiscito comunal donde votaron más de dos millones de chilenos. Y con la llegada del Coronavirus, nuevamente convocó a los jefes comunales para exigir al gobierno medidas más duras y rápidas para hacer frente a la expansión de la temida enfermedad.

Así fue como el fin de semana recién pasado, Codina llegó a La Moneda junto al directorio de la Asociación Chilena de Municipalidades, de la cual es presidente, para demandar a las autoridades de Gobierno que suspendieran las clases. Así explica a Puente Alto Al Día el haber hecho esa exigencia cuando los expertos decían que no era recomendable sacar a los niños de los colegios: “Es mejor pecar de exagerados que después estar lamentando fallecimientos de niños y adultos mayores, producto de que no se tomaron las medidas necesarias a tiempo. Aunque había algunos alcaldes que estaban suspendiendo clases por su cuenta, eso no servía, tenía que ser en todo el país. Por eso llegamos hasta La Moneda hasta lograr que se hiciera lo que correspondía”.

Y ayer nuevamente llegó a La Moneda, esta vez  para hacer ver al Gobierno “las diferencias que hemos tenido en la conducción de esta crisis sanitaria. Que han sido muchas. No es posible que cada autoridad haga cosas por su cuenta. Se determinó que habrá cuarentenas progresivas para resguardar la vida y la salud de todos nuestros vecinos. Así aseguramos que se mantenga el suministro de alimentos, bencina y remedios, pero se pueda disminuir el transporte público y que no siga ocurriendo que trabajadores por ejemplo de nuestra comuna tengan que movilizarse en forma hacinada. En esta crisis me la he jugado con todo por los puentealtinos y por los chilenos.

 Usted afirmó que le ha faltado transparencia al Gobierno para manejar esta pandemia, ¿por qué lo dice?

Porque no se han entregado ni cifras claras ni tampoco el plan que se tiene para el país. No lo han explicado. A mí me encantaría transmitir tranquilidad, pero la verdad es que no tenemos los elementos para poder hacerlo. Una de las razones por las que he estado pidiendo medidas más drásticas como una cuarentena nacional, tiene que ver con prevenir el contagio y que los médicos sepan verdaderamente cómo actuar.

-Ha habido problemas en muchas comunas y aquí también con la vacunación contra la influenza.

-Este es un tema que me ha preocupado mucho. Los equipos de la Corporación de Salud han trabajo duramente –con el apoyo de personal de Dideco, Comunitario y Deportes- para vacunar en la forma más eficiente a las personas que lo requieren. En primer lugar a nuestros adultos mayores. Para ellos se dispuso un plan que incluye el despliegue no sólo en consultorios, sino también en centros de extensión y sedes vecinales, así como en los domicilios de adultos mayores de 80 años y personas postradas inscritas en los programas del municipio. Ha habido algunos inconvenientes, sobre todo al principio porque muchas personas han querido vacunarse de inmediato, pero cada día vamos mejorando. De hecho hasta ayer viernes habíamos vacunado más de 50.000 personas, es el doble del año pasado. Sí le pido paciencia a nuestros vecinos, porque el equipo de Salud ha hecho una calendarización de acuerdo a grupos prioritarios. Y nadie que esté en los grupos de riesgo quedará sin vacunar.

-¿Y la suspensión de clases no entorpeció la vacunación de niños?

-No. En absoluto. Ya tenemos un dispositivo completamente programado para que a todos los niños hasta 10 años, como lo indica el Plan Nacional de vacunación, se les vacune en sus respectivos colegios. Se hizo un calendario y los directores de cada establecimiento se están comunicando con los apoderados para indicarles fecha y hora.

-Circula por redes que se entregarán cajas de alimentación  a los vecinos a partir del lunes 23. ¿Qué hay de eso?

-Lamentablemente hay gente malintencionada que no respeta ni siquiera un momento de crisis para confundir y desinformar. Lo único real es que este lunes la Junaeb empieza a entregar la caja de mercadería a los estudiantes que reciben el beneficio del Programa de Alimentación Escolar en sus colegios diariamente y que ahora por la suspensión no lo están recibiendo. 

-¿Cómo se ha vivido en Puente Alto la epidemia?

- Con preocupación e intranquilidad, por supuesto. Por una parte he visto cómo los pequeños comerciantes, emprendedores, microempresarios han visto sus negocios caer en picada y no saben hasta cuándo van a poder aguantar. Lo que nos cuentan es muy duro y haremos todo lo que esté a nuestro alcance por ayudarlos. Por otra parte me preocupan algunos vecinos que no han tomado en serio este problema y siguen haciendo su vida normal. Eso no es posible, todos debemos cooperar y extremar el cuidado para no contagiarnos. No se puede seguir con las mismas actividades de antes. También me preocupa que personas inescrupulosas han manipulado precios de bienes de primera necesidad. He pedido que se tomen medidas y poner restricciones a los precios.

¿El plan anunciado por el Gobierno ayudará realmente a los puentealtinos?

Se trata de un plan robusto y creemos que efectivamente será un apoyo para los comerciantes que se han visto afectados en las baja de sus ventas por esta emergencia sanitaria. Como municipio estamos desde ya trabajando para que esta ayuda pueda llegar en forma rápida y eficiente a los vecinos afectados. La economía tiene que estar al servicio de la gente y no al revés.

Finaliza el alcalde Codina: “Quiero agregar que parte de la enseñanza que ha tenido Chile en los últimos meses es que la comunidad debe desarrollar lazos importantes. El materialismo nos ha hecho muy mal y frente a esta pandemia tenemos una gran oportunidad. No puede ser que alguien que tenga más dinero llegue y se compre el supermercado entero. Eso es abuso sobre el resto. Es responsabilidad de todos construir un Chile más justo y no esperar que sólo lo hagan las autoridades centrales, empresarios, políticos, académicos y estudiantes. Todos tenemos que poner de nuestra parte para salir lo mejor posible de esta emergencia.